Viajar en avión con niños siempre es una aventura, aunque puede volverse caótico por las horas que tienen que pasar los chiquitos sentados y en un sólo lugar lo que los enoja y desespera, pero hay muchas cosas que podemos hacer para que esta experiencia no se vuelva traumática ni para ellos, ni para los padres o para los demás pasajeros.

Por todo esto, quiero compartirte algunos tips que me han funcionada a la hora de volar con Camila.

Escoge bien los horarios.

A la hora de reservar el vuelo, checa bien los horarios y trata de empatarlos con los horarios naturales de tu hijo, los viajes muy largos es mejor que sean de noche para tener la certeza de que los niños se duerman en el avión, así por lo menos aseguras unas horas de tranquilidad.

 Tu lugar en el avión.

Cuando estés a punto de elegir los asientos, siempre recuerda estar cerca de los baños, no querrás recorrer todo el pasillo cada vez que a tu hijo se le ocurra ir al baño y menos en las noches cuando bajan la intensidad de las luces.

Comodidad, ante todo.

Asegúrate de que tu hijo va vestido con ropa cómoda, que le guste y que no tenga calor ni frio. Llévate un cambio de ropa por si llega a ensuciarse y lleva contigo una almohada y una cobijita ligera, para que se acomode en el asiento y sea más fácil que llegue a dormirse.

Entretenimiento asegurado.

Para que se entretengan en el viaje lleva algunos de sus juguetes favoritos, sólo algunos para no estar muy cargados y que después no tengas ni dónde ponerlos. También considera llevar una Tablet con sus juegos o películas y te aseguro que se quedaran entretenidos un buen tiempo.

Lleva sus snacks favoritos.

Aunque en el avión den comida, muchas veces puede no gustarles o que se queden con hambre, por eso trata siempre de llevarle sus comidas favoritas, evita los dulces pues la cantidad de azúcar sólo los pondrá hiperactivos. Pero puedes llevarles sándwiches, fruta, leche en polvo, galletas, pasta cocida, queso, verduritas, etc.

Por último, recuerda que los pasajeros con niños y embarazadas tienen prioridad, así que aprovecha todas estas ventajas y ¡Disfruta tu viaje!